Seminario de seguimiento a la SCJN en el CIDE sobre el Programa de Verificación Vehicular

El Gobierno de la Ciudad de México no cuenta con normas que complementen y refuercen de manera efectiva la jurisprudencia de la Corte en relación con el Programa Obligatorio de Verificación Vehicular.

Lo anterior fue uno de los principales argumentos de alumnos y especialistas en un seminario de seguimiento a la Suprema Corte que se realizó en el Centro de Investigación y Docencia Económicas, donde se analizó la contradicción de tesis 88/2015.

“Parece que está conteniendo cierto número de autos pero en el fondo realmente esto lo único que hace es maquillar el problema, no hace o no genera, no hay un plan de los verificentros, no hay visión sobre la corrupción, no hay un cambio en la normas, no nos vamos a las normas de las gasolinas para generar gasolinas más limpias, etcétera“, Raúl Mejía, Secretario de Estudio y Cuenta SCJN.

“Teniendo un Jefe de Gobierno que tiene pretensiones de saber de leyes y de más pues ha de haber dicho la Suprema Corte es un dogma lo que nos está diciendo y hay que acatarlo cuando en realidad hay cuestiones técnicas que se pueden ver dentro de esto que a lo mejor no se consideró”, Bernardo Baranda, Instituto de Política para el Transporte y el Desarrollo.

Reconocieron que la sentencia de la Suprema Corte de Justicia, no toma en cuenta criterios técnicos y se limita a permitir el uso del vehículo sin tomar en cuenta el año siempre que no rebase los niveles de emisiones permitidas.

“Lo que tiene que prever o lo que tiene que permitir que los individuos puedan obtener su holograma independientemente del año de su coche, no se acaba de entender mucho por qué parece que el argumento de fondo no acaba de tocar el problema de igualdad de manera sustantiva”, Raúl Mejía, Secretario de Estudio y Cuenta SCJN.

En el 2030 se estima la circulación de 70 millones de autos privados en el país, lo que representa un incremento de 350% en relación al 2009.

El tráfico, la contaminación, el estrés, los daños a la salud y la pérdida de espacios públicos son solo algunas de las consecuencias del uso masivo del automóvil.

Laura K. Murillo Ramírez

@27_fergie

Anuncios

Acerca de canaljudicial
Canal de la Suprema Corte de Justicia de la Nación.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: