Día del juzgador mexicano

La ética judicial es el medio para que los juzgadores defiendan su autonomía, aseguró el ministro en retiro de la Suprema Corte, Mariano Azuela.

“Sobre todo cuando va a asumir la función de juez es que las tentaciones y los peligros se van a presentar necesariamente… Se moverán influencias, se ejercerán presiones, habrá el riesgo de que buscarán cómo dar algo a cambio de una sentencia favorable”.

En la ceremonia conmemorativa del Día del Juzgador Mexicano, en Mérida, Yucatán, el ministro en retiro Mariano Azuela llamó a los juzgadores del país para renovar los votos para mejorar la impartición de justicia.

La ética, dijo, es necesaria para inhibir cualquier intento de abuso de la función jurisdiccional.

“Naturalmente que los jueces tienen poder y un poder de decisión, y un poder de actuar en relación con subordinados, y siempre habrá el poder de llegar a la prepotencia”.

Marcos Celis, Magistrado Presidente del Tribunal Superior de Justicia de Yucatán subrayó la necesidad de convencer a la sociedad con las sentencias.

“Si esa decisión que tomamos día a día no satisface ni a las partes ni a la sociedad, entonces es una tarea inacabada”.

Marc Richard, magistrado canadiense, destacó que la ética es esencial para que funcione la reforma penal.

Dio a conocer el documento “La ética judicial en el proceso acusatorio”.

Contiene recomendaciones sobre independencia, excelencia, integridad, igualdad, imparcialidad y transparencia.

En esta jornada se entregó el Premio al Mérito Judicial Yucatán 2012, al juez Jorge Andrés Vázquez Juan.

La próxima sede para la celebración del Día del Juzgador Mexicano será Quintana Roo.  

Mario López Peña